11. ene., 2017

Tratamiento para los dientes,

Ingredientes:

2 cucharadas de hojas de menta, 2 cucharadas hojas de salvia, agua, 1 jugo de limón.

Preparación: 

Realizamos una infusión a partes iguales con las hojas de menta y la salvia, aproximadamente 10min, en 375ml de agua añadiendo finalmente el jugo de un limón.

Aplicación:

Realizamos gárgaras y enjuagues dos o tres veces al día. Este enjuague bucal casero blanquea los dientes y refresca la boca. Previene la halitosis y los dientes amarillos.

Menta, menta piperita: Considerada en la Edad Media una planta mágica, era utilizada por las druidas de las Galias que echaban hojas de menta a su pociones y al fuego sagrado para alejar los malos espíritus. Rico sobre todo en mentol tiene propiedades antiinflamatorias, antisépticas, bactericidas y expectorantes entre otras.